PRESENTACIÓN                                   INVESTIGACIÓN

Vídeo destacado

La veteranía de los combatientes republicanos queda reflejada en esta anécdota que narra Virgilio Peña. En 1933, cuando Hitler encarceló al líder comunista alemán Ernst Thälmann, Virgilio cantaba en España canciones exigiendo su liberación. 12 años después, Thälmann fue ejecutado en Buchenwald. Virgilio estaba allí y le cantó las mismas canciones a sus compañeros comunistas alemanes.


Toda la información en el libro Y en el cómic

Con la colaboración de l'Amicale française de Mauthausen